¿De qué sirve que existan reservas de la biosfera de la Unesco si están masacrando los territorios?

0
135

Paradójico que existan reservas de la biosfera declaradas, que hayan discursos en su honor, que se hable de la protección de ecosistemas, biodiversidad, bosques nativos y por otro lado el estado chileno da luz verde para que sectores empresariales emplacen atentatorios proyectos en esas zonas con diversos impactos y alteraciones,  afectando todos los principios que supuestamente promueve la UNESCO.

Desde el área de comunicaciones de la Unesco en Chile se explica lo siguiente con respecto a las reservas de la biosfera: “Son áreas geográficas representativas de la diversidad de hábitats del planeta. Ya sean ecosistemas terrestres y/o marítimos, estas áreas se caracterizan por ser sitios que no son exclusivamente protegidos (como los parques nacionales) sino que pueden albergar a comunidades humanas, quienes viven de actividades económicas sustentables que no ponen en peligro el valor ecológico del sitio”.

En otro punto se señala: “Las Reservas de la Biósfera cumplen tres funciones: la deconservación de los ecosistemas y la variación genética; fomento del desarrollo económico y humano sostenible; y servir de ejemplos de educación y capacitación en cuestiones locales, regionales, nacionales y mundiales de desarrollo sostenible”, explican.

Reserva de la Biosfera en territorio ancestral Mapuche

 

La Reserva de Biosfera Araucarias (RBA), con una superficie del 35,9% regional y la integración de nueve comunas, forma parte de la red mundial de reservas de biosfera de UNESCO y que busca responder y conciliar la conservación de la diversidad biológica, la búsqueda de un desarrollo económico, social y el mantenimiento de valores culturales asociados, siendo varias de sus extensas áreas parte de lo que es el territorio ancestral Mapuche.

Entre los elementos más relevantes considerados en estas zonas, se estiman: Bosques templados lluviosos, milenarias araucarias, valles glaciales y volcanes activos, especies endémicas y aspectos culturales Mapuche.

Desde la perspectiva comunal involucra jurisdicciones de las siguientes localidades: Collipulli, Curacautín, Lonquimay, Cunco, Vilcún, Melipeuco, Villarrica, Pucón y Curarrehue.

Cabe señalar que en varios sectores considerados “Reserva de la Biosfera UNESCO”, se vienen emplazando una multiplicidad de proyectos de inversión que causan graves alteraciones a los ecosistemas, a las fuentes agua, a la biodiversidad y a los derechos de los habitantes locales. En especial, comunas como Curarrehue, Melipeuco y Curacautín mayoritariamente, son zonas que vienen siendo destinadas al sacrificio, donde hay decenas de proyectos de centrales hidroeléctricas, de pisciculturas de la industria salmonera, de geotermia, de prospecciones mineras, que se contraponen a la vocación de desarrollo que quieren los habitantes organizados que tiene que ver con actividades sustentables, respetuosas con la naturaleza y de desarrollo local.

La situación es permitida por diversos órganos públicos del estado chileno que viene dando luz verde a una serie de iniciativas de sectores privados que solo buscan el lucro a costa de la depredación de la naturaleza y de la violación de los Derechos Humanos de las poblaciones de los territorios.

 

 

fuente: mapuexpress.org

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here